PUERTOS

SUCESOS

Un velero acaba contra las rocas en el Paseo Marítimo de Palma

La tripulación, de origen ruso, se encuentran a salvo pero el barco ha sufrido numerosos desperfectos
M.P.

Una embarcación de vela ha quedado varada en el Paseo Marítimo de Palma, a la altura del edificio de Gesa. La tripulación, formada por un patrón y dos marineros de origen ruso, se encuentran a salvo pero el barco ha sufrido numerosos desperfectos.



El patrón ha explicado que ayer por la noche se encontraban fondeados en la Bahía de Palma y al llegar la tormenta decidieron echar una segunda ancla al mar para asegurar la embarcación.



Al bornear el barco durante la madrugada, las cadenas de ambas anclas se han enganchado y la embarcación ha empezado a dirigirse, a la deriva y de manera peligrosa, hacia la costa. Al percatarse, los tripulantes han tratado de arrancar el motor pero ha sido imposible porque uno de los cabos se había ha enredado en la hélice.



El velero, de nombre Sila Sibiri, ha terminado varado frente a la cuesta del gas donde ha sufrido bastantes desperfectos al chocar contra las rocas. El barco es un ketch de 28,80 metros de eslora y dos palos que participa en regatas de grandes esloras



Los servicios de rescate de Salvamento Marítimo están intentando desembarrancar la embarcación que ha captado la atención de las numerosas personas que esta mañana paseaban por el Paseo Marítimo.