OPINION

CARTA DE LA DIRECTORA

ELENA PIPÓ


CARTA DE LA DIRECTORA

Hacer política contra todo un sector

Medio Ambiente regula asuntos que afectan a la náutica sin criterios científicos y sin hablar con sus representantes
Elena Pipó

El Instituto Balear de Estudios Sociales (IBES) ha analizado la valoración que los ciudadanos de las Islas hacemos de nuestro gobierno regional. Ni uno solo de los políticos que ocupan alguna cartera ha sido aprobado y sólo dos superan los cuatro puntos. Una es la consellera de Sanidad, Patricia Gómez (4,1), y el otro el conseller de Medio Ambiente, Miquel Mir (4), lo cual no deja de ser llamativo teniendo en cuenta que la primera es la responsable de la mala gestión autonómica de la pandemia y el otro no ha hecho otra cosa que aprobar prohibiciones y enfrentarse a los sectores agrícola y náutico.


O el IBES no ha consultado a los agricultores, a los usuarios de la sanidad pública y a los navegantes o, definitivamente, la propaganda política ha derrotado al sentido común. En cualquier caso, no olvidemos que del estudio no cabe deducir quiénes, de entre el calamitoso ejecutivo actual, son los mejor valorados, sino los menos malos, dado que ninguno de ellos renovaría su cargo si ello dependiera de la nota que les otorgan sus votantes.

Pero no nos desviemos y centremos el rumbo en lo que aquí nos concierne, que es la  parte de la gestión náutica que compete a la Conselleria de Medio Ambiente, dirigida por Miquel Mir, sin lugar a dudas el mayor enemigo que el sector tiene en estos momentos dentro del Gobierno balear. 

Llevamos ya varios meses viendo cómo, aprovechando la situación de excepcionalidad provocada por la pandemia, los navegantes ven cada vez más cercenados sus derechos. En mayo de 2020, en pleno confinamiento, Medi Ambiente, prohibió el fondeo sobre arena en Formentera. No avisó a nadie ni se preocupó de buscar argumentos que justificarán la medida (no los hay). Simplemente dictó un decreto que invade competencias y vulnera leyes porque, según alega ahora, se lo pidió el Consell de Formetera. Luego intentaron aplicar el mismo rasero en la costa Llevant de Mallorca, pero un alud de alegaciones impecablememte razonadas harán que Mir y su equipo rectifiquen. De eso pueden estar ustedes seguros. 

Gracias a que hay navegantes que no se fían de nada y han decidido bucear en el BOIB y en la plataforma de contratación del Estado para saber a qué atenerse, el mes pasado supimos que Medio Ambiente volvía a la carga, esta vez con la licitacióin de un estudio para limitar el fondeo en Es Trenc. Por supuesto, las asociaciones sectoriales no estaban informadas de este plan. Mir se había reunido con todas ellas apenas unos días antes de que Gaceta Náutica publicara la noticia en exclusiva sin decir ni una palabra al respecto, lo que provocó un enfado de los representantes náuticos (navegantes, empresas, puertos, chárter) como no lo he conocido en los casi 20 años que llevo al frente de esta publicación. 

Aunque dudo que la sangre llegue al río, pues nuestro sector es más dado al trabajo y al diálogo que a la algarada, se está hablando por primera vez de organizar protestas y movilizaciones con otros afectados por la política frentista de la Conselleria de Medio Ambiente. El presidente de los navegantes, Biel Dols, lo advirtió antes de las últimas elecciones autonómicas: «Por favor, no pongan a llevar nuestros asuntos a políticos que odien a los barcos». Pero la presidenta Armengol, que tampoco destaca por su pasión marinera, no hizo ni caso y hoy el mar balear es un espacio menos libre que hace dos años.


CONTENIDO PATROCINADO POR

Bufete Frau

CARTA DE LA DIRECTORA

Un año decisivo para la náutica

La pandemia ha demostrado que nuestro sector ha de ocupar un lugar preferente en el modelo económico


CARTA DE LA DIRECTORA

No sois ecologistas, sois hipócritas

Las depuradoras de EMAYA podrían haber arrasado más de 200 hectáreas de posidonia en la Bahía de Palma


KITE SURF

Gisela Pulido: “He vuelto porque necesitaba competir”

La diez veces campeona del mundo regateará este fin de semana en la tercera prueba de la "Fórmula Kite Spain Series" que se disputa en el Club Nàutic s


CARTA DE LA DIRECTORA

Apuesten por la náutica de una vez

No es que la náutica no requiera apoyo porque ha sobrevivido a lo peor de la crisis del Covid-19 (si es que ya ha pasado, que lo dudo), sino todo lo contrario


CARTA DE LA DIRECTORA

Fondeaderos ilegales y falta de amarres

El fondeo, aunque sea ilegal, se viene realizando desde hace décadas y permite el acceso al mar de personas que no pueden permitirse un amarre o llevan años esperando a que se les asigne uno en algún puerto de gestión directa.


CARTA DE LA DIRECTORA

Estáis ahí para dar soluciones

A los políticos les espera este mes de julio una paga doble cuando muchos de sus compatriotas carecen de ingresos mínimos


CARTA DE LA DIRECTORA

La náutica se ofrece a la sociedad

La estrategia de reindustrializar la economía balear pasa por potenciar la actividad de los astilleros, varaderos y el resto de actividades náuticas


CARTA DE LA DIRECTORA

Pronto volveremos a navegar, pero de momento quedémonos en casa

Más que nunca se puede decir que nuestra nación es un enorme barco; estoy segura de que estaremos a la altura de las mejores gentes de la mar


EDITORIAL

Un modelo asociativo eficaz

Un verdadero grupo de presión no puede estar atrapado en los conflictos de intereses particulares de sus miembros


EDITORIAL

Nos toman el pelo con los vertidos

El pasado mes de septiembre se cumplieron tres años de la denuncia de este periódico en relación a los vertidos que ha derivado en un procedimiento penal por delito contra el medio ambiente. Desde entonces no se ha llevado a llevado a cabo ninguna acción efectiva para evitar la contaminación masiva de las aguas costeras de Baleares, salvo, en el caso de Palma, cacarear la futura construcción de un depósito de aguas.

¿TE GUSTA LO QUE HACEMOS?
HAZTE SOCIO DEL CLUB GACETA NÁUTICA.

Numerosos aficionados a la mar son lectores asiduos de Gaceta Náutica en sus versiones digital e impresa. Nuesta audiencia no ha dejado de crecer en los últimos años. Pero las sucesivas crisis han provocado una importante merma en la contratación de publicidad, nuestra única fuentes de ingresos.
Desde nuestra fundación en 2002 hemos sido un medio gratuito y queremos seguir manteniendo ese espíritu. Nuestras noticias siempre estarán en abierto para quien quiera leerlas o compartirlas. Para que esto siga siendo posible hemos puesto en marcha una campaña de contribución voluntaria mediante suscripción, una especie de taquilla inversa que funciona de una manera muy sencilla: si te gusta lo que hacemos, puedes apoyarnos con una contribución y pasarás a formar parte del Club GN.
Gaceta Náutica se ha caracterizado históricamente por su independencia y por publicar informaciones que no tienen eco en otras publicaciones del sector. Esta forma de entender el periodismo nos ha hecho acreedores de algunos premios como el que nos otorgó en 2017 la Asociación de Periodistas de las Islas Baleares (APIB) por nuestra investigación sobre la contaminación marina.
Contamos con poder mantener nuestro producto mediante un sistema mixto de financiación basado en la libertad comercial y el soporte de nuestro lectores socios del Club GN.
Esperamos haberte convencido y si no es así, no importa: sigue abriendo la Gaceta Náutica cuando quieras. Estaremos encantados de informarte.