OPINION

MENSAJES EN BOTELLAS

OSCAR SICHES


 

Salón náutico de Palma: volver dando ejemplo

El Palma International Boat Show 2021 fue mas pequeño y menos visitado que su versión de 2019, y sin embargo creció exponencialmente dejando a esa versión de 2019 pequeña, allá a lo lejos. Porque en un Boat Show en 2021, y sobre todo el que inicia la temporada, los números no son la prioridad. Son importantes, sí, pero mucho más importante es la anchura y longitud del camino que se abre al futuro.



Hubo cosas en contra: el inesperado cambio de fecha, que provocó muchas críticas en ese momento razonablemente fundadas, la necesidad de establecer un protocolo sanitario bastante estricto, especialmente aquí en Baleares donde los cambios de estrategia Covid llegan de repente y a tropezones, la dificultad de los astilleros y fabricantes de entregar embarcaciones, y lo difícil de viajar, y muy especialmente desde el extranjero. Las últimas 6 ediciones del Boat Show atrajeron un grupo de profesionales guiris que se hizo notar, y que a su vez fue una excelente herramienta de marqueting en origen (su origen). Digo excelente porque casi todo el mundo puede contratar un diseñador gráfico y un experto de marqueting y crear una campaña, pero cuando un profesional de la náutica le comenta a otro que esto o aquello es muy bueno, la recepción y validez del mensaje es mucho más contundente. Ese visitante es importantísimo, y este año lo tuvo difícil para asistir.



El tiempo tampoco ayudó, aunque tampoco impidió nada. Pero sabemos que ante la duda el palmesano y el isleño sacan el morro por la ventana, ven nubes y viento, y se quedan en casa.



Hubo un 10% menos de stands contratados.  Hubo menos embarcaciones exhibidas y amarres vacíos por una postura inflexible de dos concesiones, una situación mal encarada y totalmente innecesaria. Hubo un control exhaustivo del aforo, y sólo podían comprarse entradas por Internet. La gente agrupada en los bares y restaurantes era un riesgo por considerar. No se permitieron fiestas ni eventos en los stands por esa misma razón.



Y aún así, funcionó.  Y funcionó muy bien. En mis casi 40 años en Mallorca nunca había visto a la náutica tan cohesionada. Fuimos la yunta perfecta, tirando todos en la misma dirección. La versión virtual en paralelo fue dinámica e interesante y complementó muy bien la difusión. Esto no significa que no haya cosas que haya que mejorar, porque las hay, y unas cuantas, así como gente descontenta, quienes merecen ser escuchados, pero quedé encantado con lo que encontré: expositores y visitantes cumpliendo naturalmente con los protocolos, una actitud general muy positiva, los bares y restaurantes funcionando con pedidos vía código QR, pero había también un camarero que ayudaba a quienes como yo tienen el fusible más bien corto con la tecnología, ya que mandar el móvil a las profundidades portuarias es una horrorosa práctica medioambiental.



Hablé con muchos de los expositores y me encontré con una actitud de apoyo al evento, un convencimiento de que este año era mas importante estar allí que el negocio que se pudiera hacer (aunque el negocio siempre sea importante). Nos unió el común denominador de haber estado 15 meses sin saber cómo íbamos a terminar, palo tras palo, el miedo al bicho, la hostia emocional, la incertidumbre que aquí en Baleares se hizo notar enormemente. En este Boat Show todo el mundo, organizadores, profesionales y aficionados, nos sacamos parte de ese peso de encima, fue el valor agregado de una catarsis inesperada.



El Palma Boat Show tuvo más de retorno triunfal que de tímida vuelta al ruedo.  Y lo hemos conseguido todos. Enhorabuena.


CONTENIDO PATROCINADO POR

GrupoBarco

 

Salón náutico: toda Europa nos está mirando

Y dependiendo de cómo nos vaya se adoptarán medidas que afecten a otras ferias y a la industria náutica


MENSAJES EN BOTELLAS

El legionario de Nueva Kourou

A mis 25 años, lo único que me interesaba era poder hacer ese viaje que prometía millas, aventura y experiencias. 


 

Hemingway, el canario y el mar

Gregorio Fuentes, natural de Lanzarote y futuro patrón del Pilar, nunca pudo disfrutar del personaje que inspiró en la novela El viejo y el mar: no sabía leer


 

La danza macabra de la APB

Las claves internas por las que de repente la APB pone en duda el derecho del RCNP a renovar su concesión. No son nuevas: responden a un patrón que el autor de este artículo, antiguo gestor portuario, conoce muy bien.


MENSAJES EN BOTELLAS

Los fondeos y el mal de Corfú

No es bueno actuar por política sin un razonamiento lógico. Las soluciones existen y todos, especialmente los nautas, estamos a favor de proteger el medioambiente marino.


 

Mujeres y náutica



MENSAJES EN BOTELLAS

No aflojemos

Observo que el sector náutico es un ejemplo a escala de lo bueno que nos deja el virus: esa capacidad de sobreponerse, de tirar para adelante, de sentirse unidos...


MENSAJES EN BOTELLAS

Autoridad Portuaria, concesiones y ética

Tras invertir 2,5 millones, cuando solicitaron la conexión de los transformadores ya instalados, Endesa les informó de que no era posible, que no podían abrir las calles de media ciudad para disfrute de unos pocos. Y la APB lo sabía.


OPINIÓN

Un favor envenenado

Francesc Antich tomará la presidencia de la APB y sólo firmará o autorizará lo que le diga Armengol. Irá a algunas reuniones de Puertos del Estado en Madrid, donde se mimetizará con las cómodas butacas de la sala de juntas. Dentro de tres años todavía no sabrá diferenciar un muelle de un rompeolas.


MENSAJES EN BOTELLAS

Astronómica

La navegación clásica nos permite ser un Robinson Crusoe en nuestro propio barco, depender de poco o casi nada

¿TE GUSTA LO QUE HACEMOS?
HAZTE SOCIO DEL CLUB GACETA NÁUTICA.

Numerosos aficionados a la mar son lectores asiduos de Gaceta Náutica en sus versiones digital e impresa. Nuesta audiencia no ha dejado de crecer en los últimos años. Pero las sucesivas crisis han provocado una importante merma en la contratación de publicidad, nuestra única fuentes de ingresos.
Desde nuestra fundación en 2002 hemos sido un medio gratuito y queremos seguir manteniendo ese espíritu. Nuestras noticias siempre estarán en abierto para quien quiera leerlas o compartirlas. Para que esto siga siendo posible hemos puesto en marcha una campaña de contribución voluntaria mediante suscripción, una especie de taquilla inversa que funciona de una manera muy sencilla: si te gusta lo que hacemos, puedes apoyarnos con una contribución y pasarás a formar parte del Club GN.
Gaceta Náutica se ha caracterizado históricamente por su independencia y por publicar informaciones que no tienen eco en otras publicaciones del sector. Esta forma de entender el periodismo nos ha hecho acreedores de algunos premios como el que nos otorgó en 2017 la Asociación de Periodistas de las Islas Baleares (APIB) por nuestra investigación sobre la contaminación marina.
Contamos con poder mantener nuestro producto mediante un sistema mixto de financiación basado en la libertad comercial y el soporte de nuestro lectores socios del Club GN.
Esperamos haberte convencido y si no es así, no importa: sigue abriendo la Gaceta Náutica cuando quieras. Estaremos encantados de informarte.