TRIBUNALES

Denuncia de los navegantes contra Medi Ambient por los vertidos de aguas residuales

La acusación se fundamenta en la falta de respuesta del Govern a las peticiones sobre el número de expedientes abiertos y el estado de las autorizaciones de los emisarios
JOSÉ LUIS MIRÓ

La denuncia presentada en el juzgado de guardia por la Asociación de Navegantes Mediterráneo (ADN) y la Asociación de Navegantes de Recreo (ANAVRE) en relación a los “reiterados vertidos de aguas mal depuradas” al mar se fundamenta en la falta de respuesta de la Conselleria de Medi Ambient del Govern balear sobre los expedientes abiertos por estos hechos y el estado de las autorizaciones de los emisarios.


Port Adriano

ADN, según consta en la denuncia, a la que ha tenido acceso Gaceta Náutica, solicitó por escrito a la Conselleria el 4 de julio de 2018 que informara acerca de las “actuaciones o aperturas de informes ordenados  desde 2016 motivados por el mal funcionamiento de los emisarios". El 7 de marzo pasado requirió de nuevo al departamento dirigido por el soberanista Vicenç Vidal a fin de que explicara cuál es la situación de dichos emisarios y si cuentan o no con la correspondiente declaración de impacto ambiental, así como si están autorizados a verter aguas residuales. En ambos casos la respuesta fue el silencio.



“Más allá de entrar a valorar si los vertidos son susceptibles de ser considerados como delito, entendemos que la no actuación frente a los repetidos daños ocasionados al medio ambiente (…) son un motivo suficiente para interponer esta denuncia”, señala el escrito, registrado ayer en el Juzgado de Instrucción número 3 de Palma, que ahora deberá decidir si abre diligencias o sobresee el caso.



Esta denuncia, con la que se adjuntan varios artículos de Gaceta Náutica referentes a la mala depuración de las aguas de residuales de Baleares, se suma a las que presentaron en su día a título particular el abogado Santiago Fiol, navegante y ex presidente de la Federación Balear de Vela, y el buceador aficionado y monitor de vela Javier Lapresa.   



La denuncia de ADN está firmada por su presidente, Gabriel Dols, quien ayer, en nombre del conjunto del sector náutico, pidió al futuro equipo de gobierno de Baleares, surgido de los comicios del próximo domingo, que “no nombre como conseller de Medio Ambiente a una persona que tenga el odio visceral por la náutica que ha demostrado Vicenç Vidal esta legislatura”.



Dols hizo estas declaraciones en un acto organizado por las principales asociaciones náuticas de Baleares en la Cámara de Comercio, en el que la mayoría de los líderes sectoriales coincidió en criticar la falta de diálogo de la Conselleria de Medi Ambient y el hecho de que la presidenta Armengol no haya querido recibir a los navegantes en los últimos cuatro años.



De acuerdo con Dols, el decreto de posidonia que “estigmatiza a los usuarios del mar” se aprobó sin tener en cuenta las recomendaciones del Consell Econòmic i Social (CES), el Consell Consultiu, el SOCIB y los propios técnicos de la Conselleria de Medi Ambient. “Es como si un ciudadano le pide consejo a tu asesor fiscal y luego decide no hacerle caso”, comparó el presidente de ADN, portavoz de sector náutico en materia de medio ambiente.