PUERTOS

TRIBUNALES

Archivada una denuncia contra un periodista de Gaceta Náutica por revelación de secretos

La Fiscalía solicitó el sobreseimiento por entender que la información sobre los vínculos del abogado Jiménez Cisneros con el Club 12 Millas fue «veraz» y tuvo «relevancia social»
LUIS POMAR

La magistrada titular del Juzgado de Instrucción número 5 de Palma, Ana San José, ha decretado el sobreseimiento provisional de una denuncia interpuesta por el abogado madrileño Francisco Javier Jiménez Cisneros de Cid contra el periodista de Gaceta Náutica José Luis Miró por haber revelado su condición de antiguo asesor de la Autoridad Portuaria de Baleares (APB) y sus vínculos con la entidad llamada Club Básico 12 Millas.



Jiménez Cisneros, catedrático de Derecho Administrativo, había realizado un informe previo para la APB en el que se concluía que el Club Náutico de Ibiza no tenía derecho a ampliar el plazo de su concesión. Posteriormente avaló el proyecto de Club Básico 12 Millas en el concurso para la gestión vacante de este puerto deportivo.

El auto de la jueza San José señala que  «de lo actuado no aparece debidamente justificada la perpetración del delito (de revelación de secretos) que ha dado motivo a la formación de la causa». La Fiscalía de Baleares, representada en este asunto por Julio Cano Antón, ya había interesado el archivo al entender que no existía delito y que la información publicada por Gaceta Náutica, además de «veraz», tuvo «relevancia social» y fue «trascendente en el ámbito balear». En su exposición de motivos ante el juzgado, el fiscal Cano invoca el artículo 20.1 de la Constitución Española que consagra la libertad de información y recuerda la reiterada jurisprudencia del Tribunal Constitucional sobre la protección de aquellas piezas periodísticas que «transmiten información veraz relativa a asuntos de interés general o de relevancia pública».





Extracto del escrito de la Fiscalía de Baleares interesando el archivo de la  causa.



VERACIDAD



La abogada María José Valera López, en representación de Jiménez Cisneros, sostuvo que la reproducción en Gaceta Náutica de un documento del expediente administrativo donde aparece el aval prestado por el denunciante a la entidad Club Básico 12 Millas podía ser constitutivo de un delito de descubrimiento y revelación de secretos. Sin embargo, la Fiscalía considera que el documento «sirve para dar veracidad a la noticia» (ya aparecida en otros medios) y su publicación está plenamente amparada por el derecho a la libertad de información.



En este sentido, el fiscal Cano destaca el hecho de que Gaceta Náutica tachara el número de cuenta y solo identificara a la entidad financiera que avaló la operación. Una reciente sentencia del Tribunal Constitucional, dictada el 25 de enero de 2019, ya había estimado que la publicación de un extracto bancario –que no incluía la imagen completa de la cuenta, sino solo unos asientos concretos– está protegida por la Carta Magna.



Otros argumentos de la Fiscalía para considerar la inexistencia de ilícito en la labor del periodista son que la noticia se publicó cuando el denunciante ya había recurrido la adjudicación de la concesión y que «no ha sido posible determinar si la filtración se produjo por alguna de las personas responsables de la custodia del expediente». 



NO REVELÓ LA FUENTE



José Luis Miró, autor de la información, se acogió a su derecho a no declarar a las preguntas de la parte denunciante y, por extensión, a revelar su fuente de información. Su representante legal fue el abogado Rafael Palmer.



El periodista se mostró «satisfecho» con la resolución de la jueza San José (recurrible), pero advirtió del uso indebido del delito de revelación de secretos «como instrumento» de presión contra la prensa. 


RCN Port de Pollença