HISTORIA, PATRIMONIO, LITERATURA

COMPETICIÓN

"La Copa del Rey de Barcos de Época proyecta la imagen de Menorca como destino turístico de calidad"

El alcalde de Mahón, Héctor Pons, destaca el valor deportivo, turístico y económico de la regata de barcos clásicos organizada por el Club Marítimo de Mahón. La competición arranca mañana con la participación de 45 barcos de 11 países y cerca de 500 deportistas.
Julio González

La XVI Copa del Rey de Barcos de Época, organizada por el Club Marítimo de Mahón, acogerá este año a 45 barcos de 11 países. La primera regata está programada para mañana, jueves 29 de agosto a partir las 12.30 horas y la flota se dividirá en cuatro categorías en función del año de botadura y el aparejo de la embarcación.


Skipper Sailing

Al acto de presentación de la competición, que ha tenido lugar este mediodía, han asistido el alcalde de Mahón, Héctor Pons; la vicepresidenta del Consell de Menorca, Maite Salord; el presidente del Club Marítimo de Mahón, Antonio Hernández; y el comodoro de la entidad, Damià Borràs.



Antonio Hernández ha remarcado que la regata es un evento importante para toda Menorca y ha explicado que esta edición es especial porque se celebra el quinto aniversario de la primera vuelta al Mundo, completada por Juan Sebastián Elcano.



Para celebrarlo, la organización de la prueba entregará un premio al ganador absoluto que surja de las categorías de Clásicos y Época Bermudiana y Época Cangreja. El trofeo es un busto del navegante vasco, réplica de la estatua que tiene erigida en Getaria, su localidad de origen.



El presidente del Club Marítimo de Mahón ha explicado que la Copa del Rey de Barcos de Época tiene un impacto publicitario de imagen para la isla de 3,3 millones de euros y genera un beneficio económico directo de medio millón, "que se reparte en hoteles, restaurantes, empresas de alquiler de vehículos y tiendas".



Maite Salord ha dado su total apoyo a este acontecimiento porque es muy beneficioso para la isla. “Se está haciendo un trabajo extraordinario que ayuda a posicionar a Menorca como destino deportivo. Hay que recordar que la isla es reserva de la biosfera  y que esta regata contribuye a hacer una promoción impagable”, ha dicho.



Héctor Pons ha puesto de manifiesto que la regata es “de gran interés” para Maó, Menorca y la economía de la isla. "La Copa del Rey lleva el nombre de Mahón por todo el mundo. La edición de este año es, además, es el preludio de las fiestas  de la ciudad y del 75 aniversario del Club Marítimo de Mahón, que se celebrará el próximo año”.



El Ayuntamiento de Maó aporta 20.000 euros para la celebración de la prueba y el alcalde ha aprovechado la presentación para pedir que el sector privado apoye esta apuesta del Club Marítimo de Mahón porque “revierte en la economía de aquí” y ha remarcado que es “fundamental para conseguir ser un destino de calidad y no de cantidad”.



LA REGATA EN DIRECTO



La organización ha previsto una regata diaria hasta el sábado, en que se disputará la última manga y se celebrará la ceremonia de entrega de premios (20.00 horas). Las llegadas de las diferentes pruebas serán siempre en el interior de la rada mahonesa a no ser que el tiempo o el tráfico marítimo no lo permitan.



Como novedad, en esta edición el desarrollo de la regata se podrá seguir en directo a través de la página web de la XVI Copa del Rey de Barcos de Época, www.velaclasicamenorca.com, gracias a un sistema de tracking que dota de dispositivos GPS a todas las embarcaciones participantes para que emitan una señal constante durante toda la travesía.



La flota se dividirá en clase Época, que comprende a aquellos veleros que fueron construidos antes de 1950 y cuya clasificación diferenciará a los que montan vela cangreja (trapezoidal) o bermudiana (triangular); Clásicos, que engloba a los barcos botados entre 1950 y 1975, y Espíritu de Tradición, donde se dan cita embarcaciones clásicas modificadas, barcos de fibra de los años 70 y réplicas modernas.



Entre los participantes hay algunas embarcaciones que participan por primera vez en la Copa del Rey de Barcos de Época. Entre ellos destacan el italiano La Spina (1929), el Dione, construido por William Fife en 1912; y el Arosa (1931), barco escuela de la Armada Española.