PUERTOS

MEDIO AMBIENTE

Alcudiamar ofrece sus instalaciones para el estudio de la posidonia

Los trabajos forman parte del proyecto ITS “Atles submarí de les Illes Balears”, financiado íntegramente con fondos de la ecotasa, y que permitirá tener una cartografía
M.P.

La embarcación Mirafons II ha empleado durante dos semanas las instalaciones del puerto deportivo de Alcudiamar como base para el estudio de la Posidonia oceánica en la Bahía de Alcudia. Estos trabajos forman parte del proyecto ITS “Atles submarí de les Illes Balears”, que pretende completar la cartografía de las praderas de Posidonia en todo el litoral de Mallorca.


Inspace

El proyecto ITS “Atles submarí de les Illes Balears” fue presentado el pasado mes de Octubre por la Conselleria de Medi Ambient i Territori, y está financiado íntegramente con fondos de la ecotasa. Está prevista su finalización el próximo mes de mayo.



La elaboración de este atlas submarino está estructurada en tres fases. Las dos primeras, la recopilación de la información disponible y la generación de una nueva cartografía mediante fotointerpretación, están completadas. Ahora se está llevando a cabo la tercera parte que se realiza con un sonar de barrido lateral con el que se estudia la distribución de las praderas de posidonia en la isla de Mallorca.



Se está obteniendo un mapeo de todos los fondos entre 0-35 metros de profundidad, excepto en aquellas zonas en que hay evidencias directas y fiables que no existe el hábitat. En total, se calcula que las tareas abrazarán una superficie de 356 kilómetros cuadrados.



En el resto de las islas, dado que se dispone de cartografía completa y más detallada del suelo, será necesario hacer prospecciones para validar los resultados y, en todo caso, completar aquellas zonas de mayor uso, siempre entre las profundidades de 0 y 35 metros.