CRUCERO

COMPETICIÓN

Jérémie Beyou, en contra de retrasar la salida de la Vendée Globe

El patrón francés considera que la prueba, que debe zarpar el próximo 8 de noviembre deLes Sables-d
Julio González

Jérémie Beyou, uno de los favoritos de la próxima Vendée Globe "no entendería" que la salida de la vuelta al mundo sin escalas se retrase  si no es por motivos de salud. El francés sospecha que algunos rivales que han puesto en marcha su proyecto mucho más tarde que él puede que no estén listos para la salida y tengan la tentación de presionar a la organización para que cambie la fecha de la largada.


RCNP Noticias

Beyou explica en una entrevista en el medio francés Le Figaro que su barco, el Charal, está en construcción. “Detuvimos el trabajo al inicio del confinamiento y nos tomamos una semana para organizarnos. Hemos comenzado a trabajar nuevamente con una sola persona en el taller, respetando las normas sanitarias. Así que avanzamos menos rápido, ya que el trabajo es individual y a tiempo parcial. Creo que la botadura del barco podría estar lista para entro de tres o cuatro semanas. Si todavía estamos confinados, obviamente esperaremos”.



La salida de la próxima Vendée Globe está prevista el próximo 8 de noviembre en Les Sables-d'Olonne y, de momento, el regatista considera que la competición no está riesgo. “Tengo confianza en el futuro. El inicio de Vendée Globe no está en duda hoy porque no escuchamos que se vaya a mantener el confinamiento hasta septiembre. Si es así, la pregunta podría surgir”, asegura.



Confinado en su casa, Beyou está trabajando mucho en el clima de la Vendée Globe con el meteorólogo Jean-Yves Bernot  y trata de mantenerse en forma físicamente con un entrenamiento con pesas y practicando ciclismo en una bicicleta estática.



El navegante afirma que cambiar la fecha de salida de la regata sólo debería atender a razones de salud aunque puede que algunos proyectos no estén listos. “Un mes de confinamiento es mucho en una preparación de seis meses, pero es menos importante en un periodo de dos años y no tiene mucha importancia en un proyecto de tres años. Yo he estado trabajando desde 2017 para estar listo”, apunta.



El patrón del Charal señala que retrasar la prueba un año generaría muchos problemas  porque muchos equipos que tienen contratos vigentes de patrocinio sólo hasta febrero de 2021 que, en caso de cambio de fechas, habría que renegociar.



Beyou sí reconoce que el confinamiento puede afectar a la preparación de la regata y a la puesta a punto de los barcos, con el casi seguro aplazamiento de la Transat CIC, pero remarca que “me alegro de haber elegido la opción de comenzar a prepararme temprano, otros prefirieron hacerlo después y observar lo que hacían los rivales. Es una estrategia diferente aunque no digo que yo tenga razón”, sentencia.