CLUBES

COMICIOS

Los ganadores de las elecciones del CN Portocolom responden a la oposición: “Hay que saber perder”

Rechazan las acusaciones de la candidatura de Pere Marc Monserrat y denuncian que está llamando a socios para conocer su sistema de voto
MALLORCA PRESS

Los ganadores de las elecciones celebradas el pasado 11 de septiembre en el Club Nàutic Portocolom han respondido con contundencia a las impugnaciones presentado ante la Federación Balear de Vela (FBV) por la candidatura de Pere Marc Monserrat, a la que acusan de haber prometido cosas que no podía cumplir y romper la convivencia entre los miembros de la entidad con insinuaciones “sin fundamento ni base jurídica” sobre irregularidades en el proceso electoral.


GrupoBarco

En una nota remitida hoy a los medios, el equipo de dirigentes elegido en los comicios, liderado por Climent Garau, presidente del club los últimos 8 años, manifiesta su “rechazo más absoluto a las informaciones relativas a supuestas irregularidades en el proceso electoral”, las cuales, agrega, “atentan contra la imagen de los miembros de la candidatura elegida democráticamente por los socios y, muy particularmente, del club náutico, cuyo buen nombre se está viendo injustamente salpicado por declaraciones injuriosas, carentes de todo fundamento”.



La votación, en la que Climent Garau obtuvo 12 votos de ventaja (169 a 157), fue “realizada en presencia de miembros de ambas candidaturas y del asesor jurídico de la Asociación de Clubes Náuticos de Baleares, así como refrendada por un notario, y arroja un resultado ajustado pero inequívoco de la voluntad de la mayoría ”, asegura el comunicado.



Pere Marc Monserrat ha presentado un escrito de alegaciones ante el comité de apelación de la Federación Balear de Vela, donde, entre otras cosas, afirma que el voto por correo estuvo “fuera de control” y resultó “decisivo”. Esta parte deduce que 97 sufragios remitidos por esta vía fueron para Climent Garau y sólo 12 para Pere Marc Monserrat. Fuentes consultadas por Gaceta Náutica señalan que es “imposible” saber a quién correspondió cada uno de los votos remitidos por correo y que todas las papeletas se depositaron en un mismo recipiente.



Según la candidatura de Garau, en los últimos días se han producido varias llamadas de personas del equipo de Monserrat a votantes para que corroboren si, efectivamente, enviaron su papeleta por correo. Esta manera de proceder es “absolutamente censurable, atenta contra las más elementales reglas de la democracia y supone cruzar una línea, ante lo cual no se puede permanecer impasible". Los ganadores de los comicios realizaron una consulta por si estos hechos vulneran la ley de protección de datos.  



La junta de Garau recalca que algunas promesas realizadas verbalmente por la candidatura rival durante la campaña “eran de imposible cumplimiento, por no tener cobertura legal”.



“No es cierto –dice– que el Club Náutico de Portocolom pueda gestionar a corto plazo las barracas del puerto, cuya concesión expiró en 2018 por aplicación de la Ley de Costas (…). El señor Pere Marc Monserrat faltó a la verdad cuando aseguró que estas instalaciones revertirían sin más en los socios. Esta cuestión fue resuelta por el ente público Ports IB el 29 de noviembre de 2018, cuando se desestimó la solicitud de concesión realizada por el club argumentando que 'las actividades de servicios a terceros y que suponen en explotación económica han de ser otorgadas mediante una licitación pública'. Dicha licitación, que abre una vía para que los socios puedan recuperar los derechos sobre las barracas, se llevará a cabo después de que Ports IB autorice las obras para su reforma a instancias de la Junta Directiva del club, que en los últimos años ha trabajado para buscar una solución realista a esta problemática ”.



La candidatura de Garau concluye: "Estar a la altura de la historia de nuestra entidad, cuyos valores se han transmitido de generación en generación, y que hoy trasladamos a nuestros deportistas, exige aceptar la derrota. Confiamos en que esto sea posible y nuestro club recupere la normalidad".